Cómo lidiar con el duelo como inmigrante

by kansi // print // spanish translation

A medida que crecía, a menudo pensaba lo devastadora que era la muerte Como nunca podría imaginarme lidiando con ella Entonces llegó mi vida “adulta”, y supe que se estaba convirtiendo en una realidad que tendría que afrontar más temprano que tarde.

A medida que crecía, a menudo pensaba
lo devastadora que era la muerte
Como nunca podría imaginarme lidiando con ella Entonces llegó mi vida “adulta”, y supe que se estaba convirtiendo en una realidad que tendría que afrontar más temprano que tarde.
Sabía que llegaría un momento en que mis abuelos se irían, Pensé en ello, pero nunca imaginé que estaría tan lejos y alejado de las pretensiones cotidianas.

Perdí a mi abuela en septiembre, unos días antes de mi 25º cumpleaños.
Ese día lloré más lágrimas que en todos mis veintes , el pensar que si no llegaba a casa a tiempo, me habría perdido de verla por última vez. Tuve el pensamiento egoísta de que si esperaba unos días o semanas más, mis recuerdos de cumpleaños serían más felices; esos pensamientos desaparecieron más rápido que las lágrimas.

Toda mi vida me escribió cartas en mi cumpleaños antes de que supiera leer. Un año se olvidó y me negué a cortar la tarta hasta que me escribió una.

La culpa se dispara, podría haber,
debería haber
Llamado más
Haber visitado más a menudo
Haber respondido antes

Estos pensamientos me persiguen y probablemente se quedarán por un tiempo.

Porque vivimos con la culpa de haber elegido dejar atrás a nuestra familia por querer encontrarnos a nosotros mismos sin ellos, encontrando alguna forma de felicidad mientras perdemos una parte de nosotros.

Ahora que se ha ido, lo único que tengo son estos mensajes de texto sin respuesta

“Te quiero”
“Llámame”
Llamada perdida
“Meri jaan”
“Te echo de menos”

En los días anteriores a su muerte, pensé en que yo era una impostora que vivía una vida completamente separada aquí mientras mi familia vive en situaciones diferentes. Vivo dos identidades, una aquí en Alemania y otra que dejé atrás y que recojo durante unos días cuando vuelvo. Las únicas conexiones que tengo son las pequeñas cosas que me traje para recordarlos, pero no es suficiente.

Image left: my grandmother and my father as baby

¿Cómo afrontar la muerte de un ser querido cuando se vive tan lejos?
¿Dónde está el centro de tu universo?
¿Contigo o con tu pasado?
¿Tu casa o tu nuevo hogar?

Me di cuenta de que las cinco etapas del duelo funcionan de forma diferente para los inmigrantes que las tradicionales.

negación -> ira -> negociación -> depresión -> aceptación

pasamos por una versión más intensa y larga de

culpa -> anhelo -> desesperanza -> ausencia -> compromiso

La culpa de no estar allí, el anhelo de estar más cerca, la desesperanza de tus decisiones, la
ausencia de la comunidad que podría reconfortarte y el compromiso final que haces
para aceptar tu situación actual.

En 1965, un psicólogo expuso un proceso de duelo diferente que incluía el primer paso de
de entumecimiento y anhelo, luego la búsqueda, que lleva a la desorganización y la desesperación y, por último, a la reorganización. Cuando pienso en las personas que luchan con las identidades culturales y el duelo no hay una forma común de pasar por los procesos. Muchas personas, independientemente de la diáspora, se quedan atascadas en la segunda fase, tal vez buscando constantemente. Tal vez algunos tengan suerte y encuentran comunidades que se parecen a una pequeña parte de su pasado.

Mi comunidad en Leipzig me mantuvo en pie, las conexiones que no sabía que me mantenían unida. Haciendo más llevaderas las frías noches grises de aquí.

Llenando vacíos que nunca pensé en notar.

Por qué debería sentir que mi círculo cerrado no es saludable cuando es la única cuerda que me mantiene unida a la realidad.

Algo que escribí para la noche siguiente a su muerte cuando no podía dormir a las 3:33 de la noche,

____________________________________
mi abuela era experta en tecnología, le encantaba stalkear a sus familiares en Facebook y Whatsapp, a menudo se olvidaba de la diferencia horaria y me llamaba cuando me echaba de menos y eran las 4 de la mañana en Leipzig, una vez la bloqueé por la molestia de no dormir lo suficiente
____________________________________

3:33 
Para Renu Kansal
__________
Te echo de menos 
Parece demasiado trivial
En estos tiempos
Pienso en 
todas las veces 
Que podría haber llamado más

Pienso en todas las veces
Que dijiste que deseabas
Visitarme
Pienso en todas las
Mañanas antes de la escuela 
Cada examen y día especial
Con una cucharada de cuajada española y azúcar
Esperabas al amanecer

De todas las veces que lloraste 
Cuando me fui
Ahora todo lo que puedo hacer 
Es llorar porque te fuiste
Pero no todo está perdido
Nos amabas 
Espero que mires hacia abajo 
Y estes orgulloso 
De ser como somos
Es todo lo que nos enseñaste a ser

Reference: Parkes, C.M. (1965). Bereavement and
mental illness (Part 2): A classification of bereavement
reactions. British Journal of Medical Psychology, 33,
13–26

Translation: Emyd Espinoza

Leave a Reply

Your email address will not be published.